viernes, 22 de mayo de 2015

NERUDA


En la antepenúltima asfixia
me encuentro.

Podría restaurar
nuestro incompleto amor,
sin embargo,
renovaré mis votos
con Neruda.